América defendiéndose del castrismo

América defendiéndose del castrismoAmérica defendiéndose del castrismo

América defendiéndose del castrismo. Cary Roque, y Julio M. Shiling analizan las transformaciones de América que están revirtiendo las políticas del dominio castrocomunista sobre los países de la región; en el programa Tras la Noticia de Radio y Televisión Martí, transmitido el 21 de noviembre, 2019.

Bolivia sacó a Evo Morales del poder y se prepara para una nueva elección y así también vemos países como Ecuador ha ido rompiendo poco a poco los lazos que tenían con la tiranía castrista de Cuba comunista que tenido más de medio millón de hombres y mujeres en detención por razones políticas, a través de seis décadas, fue el país con más presos políticos per cápita en el mundo.

En este momento ese ensañamiento con un opositor reconocido como José Daniel Ferrer no nos debe de extrañar y podemos ignorar totalmente todas las falsedades y las réplicas que el castro comunismos puede pronunciarse al respecto, su récord de los crímenes de lesa humanidad que la desautoriza para que bajo ningún concepto esté hablando desde cargos falsos de ni nada de eso, y cuando vemos el modelo dictatorial que emana de Cuba tenemos que mirar hacia el continente completo y muchas partes del mundo a través de estas seis décadas.

Tras la caída del comunismo soviético Cuba comunista ha tratado de ocupar un lugar de protagonista de primera como centro de mando de esta nueva ofensiva del castrocomunismo en América, ya que en estos momentos esta teniendo reversión.

No es casualidad que de el asesino Ernesto Guevara en Bolivia haya encontrado su tumba delante de las bravas Fuerzas Armadas de la República de Bolivia, las misma que se negaron a apoyar a Evo Morales en su intento de perpetuarse en el poder, la misma que cumplió con su derecho moral y constitucional de apoyar a la sociedad boliviana.

Enviando un solido mensaje para las Fuerzas Armadas cubanas que deben respetar y que están para defender al pueblo y no al círculo del poder castrocomunista.

En Brasil el presidente Jair Bolsonaro destapó la realidad de lo que es el cuerpo médico castrista, que no es nada más que un ejército por un lado infiltrado de agentes de la inteligencia y por otro lado una práctica del neo esclavismo para hacerla la segunda fuente de ingreso después del petróleo venezolano como fuente de ingresos lícitos que es
contable, porque la ilícita suman suficiente evidencia se sostiene en el narcotráfico.

La realidad de lo que es ese cuerpo médico y la noción ficticia que están ahí por solidaridad humanística se va por la por la ventana para fuera.

En bolivia pues hemos visto cómo ese cuerpo médico está repleto de agentes de la inteligencia castrista promoviendo la subversión armada de sectores leales al dictador cocalero, y cuando miramos en un mapa las regiones que se mantienen leal al dictador Morales estamos hablando de las zonas que producen cocaina, las zonas que producen la coca, que es parte de una de las fuentes de ingresos para el comunismo continental.

Naturalmente Cuba comunista está muy preocupada con lo que ha ocurrido en Bolivia y Ecuador donde también acaban de de despojarse sabiamente de ese cuerpo médico, primero cualquier país que acepte ese cuerpo médico entra en complicidad con explotación a lo máximo, por otro lado Cuba comunista utiliza no sólo su cuerpo diplomático, sino su ejército médico que exporta, igual que el ejercito deportista para llenarlos de espías y agentes de la inteligencia para fomentar la subversión en esos países.

Ecuador gracias a dios pudo evitar una ofensiva que vimos en estos días muy bien organizada, similar a lo que estamos viendo en el Chile y también en Bolivia, lo que pasa que en Bolivia las fuerzas públicas
están respondiendo cómo hay que responder promoviendo la seguridad y el orden con el claro entendimiento de que la libertad y el modelo democrático urge precisamente un estado de orden y todos estos cuerpos externos bajo el guión cubano repleto de personal venezolano, colombianos de las FARC están promoviendo una guerra contra la soberanía, una guerra que van a perder.

La América esta convulsa hay fuerzas del bien y fuerzas del mal pero los pueblos están despertando saben dónde está justamente el eje de todo este problema y ellos solo se han encerrado en el propio muro en el cual terminarán aislado del resto del continente americano.

Si te gustó compártelo en: